Poligono Industrial Juncaril
C/ La Calahorra, Nv. 13
18220 Albolote (Granada)

Teléfono
958 467 394

Que un okupa entre en un hogar y se quede con él sin que el dueño pueda hacer prácticamente nada para expulsarlo y recuperar su casa o piso salvo esperar a un proceso judicial bastante lento y farragoso es una de las desgracias que cada vez vemos con mayor frecuencia en los telediarios.

Lo mejor que puedes hacer si te preocupan que puedan ocupar tu vivienda mientras no estás en ella es optar por la prevención, ya que es el método más efectivo y menos engorroso para evitar que un okupa se haga con tu hogar. Para ello, la opción más sólida es recurrir a la instalación de alarmas en tu casa, con la que contarás con vigilancia durante las 24 horas del día y, además, generará un efecto de disuasión sobre los delincuentes y no tener que lidiar con expulsar a los okupas.

QUÉ HACER SI HAN OCUPADO TU CASA

Lo primero que debes hacer si han ocupado tu casa es llamar inmediatamente a la policía para que se proceda a expulsar a los okupas. La rapidez es clave ya que si pasan 48 horas desde que se encuentran en el interior de la vivienda pasa a convertirse en el domicilio de los okupas ya que es el tiempo considerado para que una persona se instale en un hogar.

Si han pasado esos dos días, la policía únicamente podrá realizar un atestado y una investigación para identificar a los ocupantes de la vivienda pero ya no puede echarlos. En este punto tendremos que emprender una auténtica batalla judicial para recuperar lo que es nuestro. Existen dos vías llegados a este punto: la civil y la penal.

QUÉ DICE LA LEY

A ojos de la ley, cuando han pasado 48 horas desde la entrada de los okupas en la vivienda, esta se considera como su domicilio, por lo que no puedes tomar represalias para proceder a expulsar a los okupas que no sean los mencionados anteriormente por la vía judicial.

En este sentido, con la nueva ley de desahucio, mediante la presentación de una demanda civil se solicita a los okupas que acrediten en un plazo de cinco días un título jurídico de la vivienda, ya sea una escritura de compra o un contrato de alquiler, y si no responden a la solicitud se enfrentan a un auto judicial irrecurrible que autorizará el desahucio.

CUÁNTO TARDA UN JUICIO DE DESALOJO

Anteriormente, el desalojo de okupas era una auténtica pesadilla puesto que, una vez que estaban dentro de la vivienda, el proceso judicial podía tardar hasta dos años para en resolverse y que el propietario recuperase su casa. Un auténtico disparate. Legalmente no podrías hacer absolutamente nada mientras unos delincuentes habitan en tu hogar salvo esperar más de 600 días para que se resolviese todo. Un despropósito.

Sin embargo, esta situación ha mejorado durante los últimos meses gracias al nuevo sistema legal exprés, mediante el cual se puede acortar y agilizar este trámite y proceder a expulsar a los okupas en un plazo de 30 días. Se trata de la nueva Ley de desahucio exprés, que permite al propietario de la vivienda ocupada acudir a un juicio civil de desahucio para recuperarla en un corto periodo de tiempo y con menores costes. Para ello, deberá presentar una demanda civil de desahucio, lo que le permitirá recuperar su casa en un plazo aproximado de un mes.